NO ABANDONARE LA PELEA. PORQUE SÉ QUE DIOS AÚN SIGUE CREYENDO EN MÍ

Personal eso es Dios para los que nos consideramos sus hijos.

Nunca se ha tratado de buscar a un Dios lleno de prejuicios y paradigmas.

Se trata de encontrarnos diariamente mediante una relación personal con el Espíritu Santo, quien es el mismo Dios.

La biblia dice que por Jesucristo podemos gritar abba. Es decir “padre” eso es Dios, nuestro padre.

Un papá puede tener infinidad de hijos, pero su relación siempre será́ personal, íntima y bajo el vínculo perfecto del amor.

Un padre le permite a su hijo arriesgarse por sus sueños una y otra vez. Llenándole de valentía y de mucho ánimo.

Eso hará́ Dios con nosotros no temas equivocarte, que ningún guerrero perdiendo batallas se siente vencido.

Dios es ese padre soñador que anhela profundamente la superación de sus hijos e hijas.

Hoy toma la decisión de levantarte en fe, de crecer y confiar. Sin importar las caídas del pasado.

Oración: Amado Padre, lléname de fortaleza. Ayúdame a confiar en ti, que mi fe y amor emanen de mi relación contigo.

Deseo conocerte como aquel hijo conoce a su padre, anhelo caminar contigo de la mano.

¡Amén!

Álvaro Uribe Cerchiaro

DESCARGAR COLUMNA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat
💬 ¿ Necesitas ayuda?
Hola 👋 ¿En qué podemos ayudarte?