EL SAN JUAN DE AYER, EL SAN JUAN DE HOY PUEBLITO UBICADO EN EL SUR DE LA GUAJIRA

En primera instancia, agradecer a la Dirección y Redacción Ojo Pelao, importante Diario el cuál acompaña las tertulias de nuestra región, muy leído y hasta sirve de soporte a muchos noticieros de la radio Guajira en los medios digitales.

Hacer añoranzas de nuestro municipio, es vivir, soñar, con nuestras costumbres sanas, las cuáles se hacen ley en el mes de junio junto con una hermosa primavera llegan todos los Sanjuaneros, estuvieran donde estuviesen para acompañar al Patrono ”SAN JUAN BAUTISTA’; cuya imagen imponente con el dedo índice levantando como en señal de juicio que pareciera decirle a todos los Sanjuaneros a portarse bien, a ser justos y bonachón.

Desde el mes de mayo próximo se iniciaban los preparativos de esta fiesta, en las alacenas ya se encontraban las perchas nuevas para estrenar, los zapatos nuevos eran comprados con tanta anterioridad hasta el punto que el niño, joven cuando se los iban a calzar caminaban en cuclillas dado que el pie les crecía, las vejigas no se hacían esperar; lo importante para todos era estrenar el día del patrón.

Los dueños de las fincas, desde las 3 de la mañana se disponían para trasladarse a sus fincas donde el capataz le esperaba para atenderlo con cariño y bajar juntos al pueblo para bautizarle el muchacho como padrino escogido, con aprecio por ese patrón que representaba todo para el humilde trabajador, no había odios, ni envidia, todo capataz era un celoso guardián del buen patrón.lega ese día esperado, desde las 4 de la mañana repican las campanas en la iglesia, las matronas ofrecían el tinto a todo el que pasaba por el frente de la residencia en esas coquitas de totuma, cuyo aroma se esparcía por todas las calles polvorientas de aquel pueblito, la cría de cerdo era la actividad comercial, los chicharrones no se hacían esperar en la fiesta del patrón.

Hoy la realidad es otra totalmente diferente, los sanjuaneros en otras regiones o en el exterior del país, sin poder regresar a su pueblo que los vio nacer con lágrimas en los ojos recuerdan el 24 de junio, en sus oídos parecen escuchar las campanas de la iglesia para la misa mayor con celebrada por el señor Obispo, otros en el exterior recuerdan esta celebración.

Mientras las casas coloniales en el marco de la plaza unas desocupadas, otras ocupadas en arriendo, unas convertidas en colegios por lo amplio de sus habitaciones y extensos patios, paradójicamente los nietos de los propietarios de estas mansiones sin tener un   patio para jugar encerrados en hermosos apartamentos como si se tratara de jaulas de oro ubicados en las grandes ciudades o en el exterior.

Hay muchas calles pavimentadas, construcciones modernas, mucha gente de otras culturas han traído progreso, San Juan del Cesar, a quién el maestro Rafael Escalona, le dio el apelativo de lenguas mala por revelar los romances que mantenía en secreto.

Hoy sus hijos tanto del folclor como el periodismo preparan con entusiasmo esta fecha tan importante. El conocido folclorista radio periodista Álvaro Álvarez, dice muy entusiasmado: Vamos a rescatar nuestra fiesta, mientras los habitantes del barrio Félix Arias nombre de nuestro fundador parecen haberse cansado de dicha organización. Ahora las perchas de vestir nuevas, no están en las alacenas con tanta anticipación; por el contrario, el día de las vísperas, los padres de familia salen con  las tarjetas de créditos a visitar  los almacenes para echar el fiao, lo importante es estrenar, ya el patrón no sale en hombros para la procesión, sino que decoran una bella carroza con las flores y 1a creatividad de Janer Daza el decorador y la sutileza de las manos del grupo de Oración; ya no hay colitas ni casetas en la  internacional de Chay; pero si hay concierto en la Plaza Santander, Tarima Juan Humberto ”Juancho Rois, el Alcalde pronuncia el saludo de Sanjuanero como un gran anfitrión.

La confianza para la amanecida la ofician los agentes de policía de todas las localidades se trasladan de otras ciudades, la seguridad está garantizada, luego de escuchar la Misa del Patrón y reencontrarse con sus amigos, comerse un guiso de iguana, un pastel, donde Petra Gámez, un chicharrón donde la Maye o un plato sofisticado en el restaurante El Chon Cay.

La Gallera de Don Checha Urbina ya no se abre porque está ubicada en las afueras de la ciudad, pero si la de la calle del embudo que organizan los Pontón, llegan galleros de toda la región; todo tiempo ido es mejor que aquí seguimos esperando a los Sanjuaneros que se fueron y que de seguro retornarán.

La Fe nos mantiene vivos, San Juan Bautista al igual que hace 319 años nos realizó el milagro de lograr que las aguas del Río Cesar retornaran a su cauce en medio de una gran inundación, hoy logró que las cosas vuelvan a su sitio, la paz y la tranquilidad retorne a nuestra comunidad.

En la plaza Bolívar se desarrollará un Tedeum la misa concelebrada, el periodista HERMES FRANCISCO DAZA y la primera dama preparan el San Juan del ayer y el bazar gastronómico con las matronas de la cocina para degustar: bollo de yuca, chivo, frichi, chicharrón, la cocina que nos ha representado a nivel nacional con esta deliciosa sazón, donde disfrutaremos de unos momentos juntos y una vida feliz digna, llena de oportunidades para todos, pese a que el año anterior nuestras fiestas pasaron un tanto desapercibidas en medio del dolor por Covid 19, donde perdimos a nuestros seres queridos, entre ellos la inolvidable Fabiola González, quien era la encargada de la Misa Mayor, del almuerzo del obispo y los sacerdotes que nos visitan. Ella le ponía encanto a la Parroquia, a la Casa pastoral. Son muchos los seres queridos que se nos fueron, pero no podemos perder la Fe, la Esperanza, pidiéndole a nuestro patrón San Juan Bautista que no solo el próximo 24 de junio, sino desde ya nos devuelva la alegría y la esperanza de un pueblo de gente buena y soñadora.

Ana Cecilia Fuentes

DESCARGAR COLUMNA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat
💬 ¿ Necesitas ayuda?
Hola 👋 ¿En qué podemos ayudarte?