RETOS PARA LA NUEVA ADMINISTRACIÓN…

El departamento de La Guajira al igual que todos los departamentos del país están viviendo la época de post pandemia y por esta razón los desafíos y retos son muchísimos.

La Guajira enfrenta una crisis histórica en lo que tiene que ver con salud, educación, desnutrición, seguridad alimentaria, agua, y aspectos socioeconómicos, pero año tras año somos evaluados administrativa y socialmente por entidades como el DNP, DANE, SGP, SGR y la ciudadanía en general, por lo cual, las entidades territoriales deberían mejorar día tras día con gestiones administrativas y la inversión de recursos públicos y privados de forma eficiente.

Para definir los retos que enfrenta la administración entrante, es preciso dar a conocer cómo queda La Guajira en estos 31 meses de administración del ex gobernador Nemesio Roys.

 

En lo que tiene que ver con lo social el departamento de La Guajira presenta un retroceso importante en materia de desocupación. Su tasa había llegado a ser del 6.5% en 2019 y se convierte en un desempleo de 12,6% en 2021, mientras que en el resto del país se redujo y se ubicó en 10,6%.

La pobreza subjetiva en La Guajira en 2019 era de 66.5% y en el 2021 aumentó a 80.5%, este indicador a nivel nacional está en el 46.7%.

En nuestro departamento la inasistencia escolar pasó del 6.7% en 2019, al 11.5% en el 2021, mientras que la media en Colombia está en 5.0%.

La Guajira es el departamento en Colombia con la mayor incidencia de pobreza monetaria pasamos de 61.8% en 2019 a 66,3%, el promedio en Colombia es de 42.5%.

En lo que tiene que ver con los indicadores administrativos al departamento no le ha ido muy bien, La Guajira viene desmejorando la posición a nivel nacional en el Índice de Innovación, en 2019 el departamento ocupaba la posición 26 y en 2021 ocupa la posición 30 entre 32 entidades territoriales.

En el periodo 2019-2020 La Guajira ocupó el puesto 25 en el índice de Competitividad, y en el periodo 2021 – 2022 perdió una posición, ubicándose en el puesto 26 entre 33 entidades territoriales.

En el índice de desempeño fiscal evaluado por el DNP, La Guajira también presenta un retroceso al pasar en 2019 del puesto 22 con una calificación de 63.46 a la posición 28 y disminuir en su calificación a 48.37.

En el manejo financiero nuestros mandatarios también tienen mucha responsabilidades y sobretodo refleja la visión del administrador público a donde quiere llevar el ente territorial.

 

La Administración departamental en estos 31 meses manejó más de 2 BILLONES de pesos, en los recursos de la vigencia 2020 ($443.749.966.520), vigencia 2021 ($432.130.259.343), vigencia 2022 ($448.720.305.845) y con más de $706.693.358.000 en proyectos aprobados del sistema general de regalías.

Como Guajiros nos debe llamar la atención la forma como se están invirtiendo los recursos en el departamento porque no se están reflejando en los indicadores sociales y económicos.

De manera respetuosa y personal, creo que seguimos GASTANDO los recursos y no INVIRTIÉNDOLOS, y cuando me refiero a gastar los recursos, lo digo porque no estamos priorizando la inversión en reducir las principales necesidades básicas insatisfechas, no estamos definiendo el rumbo hacia donde queremos llevar nuestro Departamento.

La nueva administración departamental que entre a regir los destinos del departamento, una vez sea escogido por el presidente de Colombia, de la terna que envíen los partidos que avalaron a Roys Garzón, debe definir una agenda 2033, desde la visión de recuperación, donde podamos definir metas de reducción de la pobreza, con generación de empleo y fortalecimiento a las Cadenas productivas y al agro, definiendo una política pública de turismo, diversificando y aumentando los productos de exportación para internacionalizar al departamento, también debemos definir todas las posibles soluciones (pozos, plantas desalinizadoras, acueducto regional, represas en ríos, etc) para garantizar las fuentes de agua y distribución a las cabeceras municipales y zonas rurales, dándole prioridad a los municipios de Maicao, Uribía y Manaure por su condición de población dispersa.

Convirtamos a nuestra hermosa Guajira en un lugar con mucho más que habitantes… en un departamento con CIUDADANOS que aman a su territorio.

¡LA GUAJIRA ES LA TIERRA DONDE NACE EL SOL Y NUNCA MUEREN LAS ESPERANZAS!

 

Hugo Bandera Calderón

DESCARGAR COLUMNA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat
💬 ¿ Necesitas ayuda?
Hola 👋 ¿En qué podemos ayudarte?